DKV y la Fundación Plant-for-the-Planet se unen para plantar 150 árboles en Ejulve (Teruel)

Durante la jornada también se presentó la Red de Embajadores por la Justicia Climática de Plant-for-the-Planet en Teruel

DKV y la Fundación Plant-for-the-Planet organizaron ayer un acto de plantación de árboles en Ejulve (Teruel), una zona que sufrió uno de los mayores incendios forestales habidos en Aragón en julio de 2009 y que devastó por completo más de 12.000 hectáreas de masa forestal. La zona afectada no estaba compuesta por especies resilientes al fuego, eran, principalmente, pinares de alta montaña.

El acto, en el que se plantaron 150 árboles (principalmente diversas variedades  de encinas, robles y sabinas), contó con participaron empleados de DKV en Aragón, encabezados el Dr. Josep Santacreu, consejero delegado de DKV, así como con D. Ovídio Ortín, Alcalde de Ejulve; D. Jordi Juanós, director de Plant-for-the-Planet España; D. Carlos Abad, presidente del Grupo LEADER ADIBAMA; voluntarios de Plant-for-the-Planet y jóvenes de la comarca del Maestrazgo.

En un acto previo a la plantación, se presentó el proyecto de reforestación de la zona, que cuenta con el apoyo económico de DKV, así como el de las iniciativas Leader de la zona, los Ayuntamientos de la zona que sufrió el incendio en 2009 y diversas empresas que compensarán sus emisiones de CO2 regenerando el bosque de este emblemático territorio,  además de  la Red de Embajadores por la Justicia Climática de Plant-for-the-Planet y su academia en Teruel, compuesta por 50 niños, niñas y jóvenes de la zona que, como Embajadores por la Justicia Climática, se convertirán en guardianes del territorio rehabilitado.

Esta red de embajadores tiene como objetivo principal, conseguir que jóvenes de todo el mundo trabajen para solucionar el cambio climático a partir de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, mantener el calentamiento global del planeta por debajo de los 2ºC y plantar 1 billón de árboles en todo el mundo. A día de hoy, el proyecto ha propiciado que se hayan plantado más de 14.000 millones de árboles.

“En DKV llevamos una década poniendo nuestro granito de arena para demostrar el papel fundamental que el medio ambiente juega en la salud y la calidad de vida de las personas y combatir sus efectos, por ello no dudamos en apoyar a entidades, como la Fundación Plant-for-the-Planet, que luchan contra el cambio climático”, ha declarado el Dr. Santacreu.

Sobre la Fundación Plant-for-the-Planet:

La Fundación Plant-for-the-Planet España está presente hoy en diferentes ciudades españolas de Lleida, Barcelona, Girona, Madrid, Zaragoza, Murcia o Canarias , con más de 40 academias celebradas y 2.800 jóvenes españoles Embajadores por la Justicia Climática.

La fundación fue ideada en 2007 por el joven alemán Felix Finkbeiner, cuando tenía 9 años, después de realizar un trabajo en la escuela sobre cómo la crisis climática afectaba el planeta. Como propuesta para luchar contra este problema, Finkbeiner pensó que todos los niños del mundo podían plantar un millón de árboles en sus países para contribuir a limpiar el aire. Cuatro años más tarde, en 2011, Felix Finkbeiner, que ahora ya es mayor de edad, junto con sus padres, que ya eran activistas, crearon la fundación Plant-for-the-Planet, nombre que les cedió las Naciones Unidas, junto con un contador mundial de árboles. DKV Seguros considera que las empresas tienen una responsabilidad social ante los ciudadanos y apuesta por el desarrollo sostenible. La entidad aseguradora defiende que la necesidad de obtener beneficios económicos, a través de buenos productos y un buen servicio, es compatible con la búsqueda del beneficio social y medioambiental.